Al parecer tienes el javascript deshabilitado, favor activarlo para visualizar el contenido del sitio.
Los Ángeles, Domingo 20 de Agosto de 2017
ver +
EDITORIAL
Fecha: 09-08-2017
Un sector lechero que no logra salir del agujero
“Cabe detallar que en la Provincia de Biobío el 90% de los productores corresponden al segmento de pequeños agricultores, y actualmente representan el 10% del volumen que procesa el sector industrial en esta zona del país”.
Publicado por LESLIA JORQUERA, LaTribuna

El sector lechero ha sido, durante muchos años, el sustento de una gran cantidad de agricultores de la provincia de  Biobío, aportando con un no menor porcentaje al total de la producción de leche nacional.

 

Pese a su gran aporte y la relevancia que este sector tiene para el desarrollo de la economía, esta no ha sido valorada, y hoy la industria lechera se encuentra en uno de sus peores momentos, debido a la cantidad de productores que están al borde de la quiebra y el número de establecimientos que ya cerraron.

 

Según datos proporcionados por Aproleche Biobío, 22 pequeñas lecherías de la provincia, han debido cerrar forzosamente este primer semestre de 2017.

 

Panorama que fue expuesto por el presidente de la entidad lechera, Darío Arévalo, ante el Ministerio de Agricultura, solicitando apoyo para quienes se mantienen en esta actividad.

 

Cabe detallar que en la Provincia de Biobío el 90% de los productores corresponden al segmento de pequeños agricultores, y actualmente representan el 10% del volumen que procesa el sector industrial en esta zona del país.

 

Hace una década atrás existían 1.200 productores, y hoy quedan menos de 100.

 

Cada año se cierran más lecherías y esto porque con el precio que reciben de los grandes procesadores no les da para sustentar el negocio.

 

Los productores reciben un precio muy por debajo del valor promedio informado por las cifras oficiales.

 

El desamparo en el que se encuentran los productores lecheros es evidente, y así lo han dado a conocer en muchas ocasiones, explicando su situación y pidiendo ayuda y apoyo, pero –lamentablemente- aún no han sido escuchados, sin lograr salir del agujero en que están hace un par de años.

 

Son estos productores, que poco a poco van desapareciendo, lo que aportan al desarrollo económico tanto local como nacional, generando empleos, pudiendo, además, otorgar una mayor y mejor estabilidad económica a la provincia.

 

Acá no solamente se ven perjudicados los pequeños productores, sino que hay muchas personas detrás que también son parte de los damnificados que ha dejado esta crisis.

 

Es hora de tomar cartas en el asunto, y que los actores que deben tomar decisiones con respecto a poder mejorar este triste escenario lo hagan, y que reafirmen su compromiso con este sector y los pequeños productores lecheros.

 

 

Visto 58 veces
l
¿Encontraste un error en la noticia? Avísanos

Envianos tu error

Cancelar
Noticias relacionadas







edición impresa
ediciones anteriores
ver +
encuesta
¿Crees que los diputados están denunciando temas sociales sólo porque se acercan las elecciones?
Guardando respuesta....
ver +
Facebook