(X)
Los Ángeles, Martes 16 de Octubre de 2018
ver +
JUDICIAL
Fecha: 01-10-2018
PERDIÓ AMBAS PIERNAS EL 2012
Hombre que sufrió amputación en accidente solicita ayuda a CMPC para lidiar con su discapacidad
Luego de un accidente, responsabilidad de un conductor ebrio de una empresa subcontratista de la compañía, Eduardo Catalán declaró que no ha recibido apoyo de la empresa, ni una indemnización necesaria.
Escuchar Noticia!
Publicado por Marcela Vidal, LaTribuna

En búsqueda de surgir y obtener respuestas, a pesar de los años, se mantienen Eduardo Enrique Catalán Guzmán, un mulchenino, quien el año 2012 perdió sus dos piernas, tras un accidente vehicular causado por un conductor ebrio, quien transportaba trabajadores de Mininco.

 

“Hasta el 28 de julio del 2012 yo trabajaba como chofer de un bus de la empresa Sibafor, llevando al sector rural trabajadores forestales. Nos dirigíamos a Millantú y llegando a Santa Fe, me impactó de frente otro bus, cuyo chofer se encontraba en estado de ebriedad, quien trasladaba a otros trabajadores de CMPC. Eso es lo que supe luego de este accidente que me cambió la vida” relató como si fuera ayer este mulchenino, quien se enteró que a los pocos días que el responsable de este accidente, trasladaba trabajadores en estado de ebriedad, sin que ningún superior de la empresa se percatara.

 

Según agregó el luchador jefe de familia, este accidente dejó secuelas, no sólo en él, sino en toda su familia quienes vivían gracias al sustento que él reunía cada mes.

 

Tras el accidente, los gastos aumentaron significativamente debido a la importante cantidad de tratamientos que le permitieran adaptarse a su nueva vida, donde los más afectados fueron su familia -su mujer y dos hijos-, quienes quedaron marcados por este lamentable suceso responsabilidad de un acto imprudente.

 

Con el paso de los años -2012- y hasta la fecha en curso, en esta batalla por darle un cambio a su vida, este hombre no ha bajado los brazos y aprendiendo diferentes actividades ha logrado tener un trabajo esporádico, no así, una respuesta de la empresa en cuestión, quien en un inicio prometió apoyo, por un tercero, el que nunca fue identificado por parte –según relató el afectado- de la empresa CMPC.

 

UNA HISTORIA CARGADA DE INJUSTICIAS

Posterior a este accidente, Eduardo manifestó que se mantuvo en varios procesos de recuperación y superación, entre Santiago y Concepción donde aprendió a valerse por sí mismo y tomar en su nuevo camino más ganas que nunca, aunque en espera de justicia por este brutal hecho.

 

“Cuando estuve hospitalizado en Concepción, fue un representante de Mininco, quien le dijo a mi esposa, que no me preocupara de nada que me quedara tranquilo y que ellos me iban a capacitar y reinsertar. Luego que me dieron el alta, esto nunca se llevó a cabo desmintieron la existencia de esta persona” que dijo que se comunicó con personas de este reconocido Holding local.

 

Con el paso del tiempo se enteró que el conductor fue condenado. Sin embargo, en el proceso judicial Eduardo no recibió ningún tipo de indemnización por tratarse de una empresa externa al holding CMPC y con ello revelar que no mantenía intereses, para pagar una indemnización.

 

“Si bien –pensarán- ha pasado tiempo es porque yo llevé a cabo acciones judiciales que duraron mucho, sin embargo ellos encontraron un vacío legal ya que no existía un contrato entre la empresa de buses que me colisionó con CMPC y con ello aludieron que no era su responsabilidad”.

 

Sobre la búsqueda de justicia y apoyo en este complicado momento agregó que “más tarde junto a un abogado hice una demanda en contra de la empresa de buses y aunque gané esa demanda el 2016, el dueño de la empresa traspasó todos sus bienes y no pude obtener nada”.

 

 

EL PRESENTE 

“Actualmente estoy  acogido a la Ley de accidentes laborales por eso fui enviado a la Asociación Chilena, quienes me van a proporcionar todo en cuanto a salud, sin embargo vivo de una pensión mínima y un trabajo esporádico como reponedor de frutas en un supermercado que ha sido de gran ayuda”, explicó este mulchenino.

 

No sólo estos problemas han golpeado su puerta, puesto que actualmente enfrenta tormentosas realidades que aquejan a los integrantes de su familia. Su hijo de 15 años vive en Sename, puesto que una depresión lo llevó a ser consumidor de drogas, mientras su hija de 13 años sufre de artritis, lo que la imposibilita para ir a clases, lo que fue asistido por su esposa, quien post accidente sufre fibromialgia, lo que le exige poder ayudar a su familia de manera urgente.

 

“Estoy presentando esta denuncia, no para hacerme rico, sino que quiero que me entreguen herramientas para recuperar algo de mi vida y poder capacitarme en algún rubro que me sirva para traer un mejor sustento a mi familia”, sentenció este hombre, quien a pesar de las lamentables circunstancias que vive, busca darle un valiente giro a su realidad.

 

 

RESPUESTA DE LA EMPRESA EN CUESTIÓN

Al respecto de esta situación, Augusto Robert Schwerter, gerente de Asuntos Públicos y Sostenibilidad CMPC Celulosa manifestó que no tienen en estos momentos la información “sin embargo, más que desde el punto de vista legal, es un caso muy atendible desde el punto de vista humano. Por esta razón tras conocer su situación nos hemos comunicado con el señor Catalán para invitarlo a conversar y ver posibles opciones".

 

Visto 397 veces
l
¿Encontraste un error en la noticia? Avísanos

Envianos tu error

Cancelar

(PROHIBIDA TODA REPRODUCCIÓN TOTAL O PARCIAL DEL CONTENIDO SIN AUTORIZACIÓN DE DIARIO LA TRIBUNA)

Noticias relacionadas




edición impresa
ediciones anteriores



ver +
encuesta
ENCUESTA LA TRIBUNA: RESPECTO A LA GESTIÓN DEL DIPUTADO CRISTÓBAL URRUTICOECHEA EN LA ZONA, USTED LO CONSIDERA...
Guardando respuesta....
ver +
Facebook

emisoras.cl